El invierno se acerca

A diferencia de algunas casas, como Orien y Cannith, que han sufrido enormes pérdidas durante y después de la guerra, Lyrandar completó la guerra sin incurrir en muchas de ellas. Y a diferencia de otras casas, como Deneith y Jorasco, Lyrandar no ha sufrido mucho en el camino de la reacción política por el dinero que hemos ganado durante la guerra.

Las naciones a las que hemos servido atribuyen nuestro éxito en gran parte a no haber tomado bandos en ningún momento: proporcionar el clima adecuado para los cultivos y prevenir las sequías, así como transportar bienes y el impulso económico de posguerra necesario para que las cinco naciones se reconstruyan. La reputación de Lyrandar está posiblemente en su cúspide más alta, y el futuro parece brillante como un diamante.

Nuestras relaciones con las otras Casas Marcadas, sin embargo, no son tan optimistas. Orien, nuestro principal competidor, aún está recuperándose de la devastación que sufrió durante la guerra, y particularmente en el Día del Lamento, cuando perdió miles de millas de líneas del Tren Relámpago y el enorme centro de transferencias en Metrol, y está cada vez más enojado por lo que ellos llaman “nuestra intromisión en su rubro”. La Casa Cannith, quien proporcionó el trabajo de diseño inicial para nuestros aerobarcos, siente que merece una mayor compensación y quiere un porcentaje de todas las unidades vendidas. Pero mientras Lyrandar negocia, su poder y prestigio continúan creciendo alrededor de todo Khorvaire.

El invierno se acerca. Y el invierno es nuestro momento para brillar como nunca antes. Como diamantes.

– Baronesa Esravash d’Lyrandar,
Discurso de apertura del Cónclave del Milenio
Año 1000YK

El mundo ha cambiado en los últimos 40 años.

El milenio llegó y se fue sin mayores acontecimientos; pocos sabían que el calendario galifarino se atrasaba unos años a un cuidadoso calendario creado por los dragones, cuyo decamilenio coincidió con el año 994 después de la Fundación del Reino, más precisamente con el 20 de Olarune de ese año, una fecha que todo Khorvaire recuerda debido a un evento cuyas causas son totalmente desconocidas: el Lamento.

Lo sucedido dio la oportunidad a las naciones en guerra de dar fin a la misma, llevando ya casi cien años de duración. Sin embargo, si bien dio fin a algunas cosas, el Lamento dio también inicio a otras tantas, tan oscuras y ocultas, que ni los más sabios dragones de Argonnessen pudieron haber previsto.

El año ahora es el 1041. Un año que será recordado como el Apocalipsis. El inicio del fin. Si queda alguien en el futuro para recordarlo. El invierno llegó… pero nunca se fue. Y se enfría cada vez más.

La desproporcionada energía arcana liberada durante el Lamento tuvo efectos catastróficos. Dentro de Eberron, Cyre fue desintegrada en el olvido. Fuera de Eberron, sin embargo, las consecuencias fueron incluso más funestas, pues sacó al resto de los planos de sus órbitas alrededor de Eberron. La influencia de todos ellos dejó de ser apreciada en el mundo, a excepción de lo que algunos sabios han denominado la Triada del Fin: Dolurrh, Risia y Mabar, planos que han impregnado de su energía a Eberron, el Dragón en Medio.

 

… y aunque no estoy seguro qué pretendes encontrar en las finanzas de hace más de cuatro décadas, tenías razón. Encontré una serie de pagos realizados por Esravash a un tal Giff Rapelje, a nombre de Adquisiciones Rapelje. En cuanto al mapa que me trajiste, todo parece indicar que tienes razón: he encontrado algunas menciones a una zona de manifestación a Thelanis en el bosque al sur de Atur. Ten cuidado: muchas de ellas mencionan un pueblo maldito del que no se puede salir (bueno, además de quien sea que haya iniciado la leyenda, claro). No estoy seguro qué planeas, pero te ruego quemar esta carta apenas hayas terminado de leerla. Ambos sabemos qué puede suceder si cayera en las manos equivocadas.

Ah, sí; el pirata que buscabas falleció hace ya varios años. Pero todos sus diarios y efectos personales se encuentran en exhibición en un museo en una isla de los Principados. No tengo idea por qué alguien querría rendirle homenaje a un personaje tan excéntrico, pero hay muchos locos en los principados. Imagina que hasta dicen que el susodicho fue capaz de viajar en el tiempo. ¡Ja!

-Carta enviada a Amadeus Wolfgang d’Lyrandar
(reconstruida mágicamente desde sus cenizas)

 


Codex Anathema - The Posters(OOC) Hola, amigo lector. Si has leído las aventuras de “Adquisiciones Rapelje”, es un placer para mí darte la bienvenida a su triunfal regreso al mundo del rol. Así es: nuestra primera campaña en Eberron, por primera vez relatada en el 2008 (pero probablemente iniciada un par de años antes) recibe una secuela: bienvenidos a “Ola de Frío”, una campaña en la que nada está prohibido.

Leave a Reply